25 mayo 2006

Las estrellas

El electricista del cielo enciende cada noche las estrellas. Les quita el polvo con su plumero y enrosca bien las bombillas. A veces para divertirse las sopla y las estrellas caen. Y si sopla muy fuerte caen muchas y parece que está lloviendo estrellas. A todo aquel que esté mirando el cielo una de esas noches se le mete una estrella dentro. Es por eso que dicen que todos tenemos una estrella, el secreto está en saber, como el electricista, hacerla brillar.

6 comentarios:

Anónimo dijo...

uy !!! éste es como un presagio estronómico !!! ¿ lo contaste ?
es muy bonito, Tat ! CQ

Patricia Picazo dijo...

Pues no lo conté. Sólo lo he contado una vez. Lo quiero alargar un poco. Me alegra que te guste... muac

Marta dijo...

Hola Soy narradora y me gustó mucho este cuento¿Me das autorización para contarlo y publicarlo en mi blog?
http://tusitala-marta.blogspot.com

Patricia Picazo dijo...

Hola, Marta. Me alegra de que te gustara el cuento. Tienes mi permiso para contarlo y para publicarlo siempre y cuando cites la fuente, ¿vale?
Saludos!

Marta dijo...

!!Gracias!!

Sondire dijo...

Hola!! Hace ya unos minutos que estoy merodeando por tu blog y estoy leyendo varios de tus escritos, y este aunque cortito; me ha parecido muy original y bonito.
A mi también me gusta escribir, si quieres puedes pasar por mi blog y leer alguno de mis relatos.

Y como me han gustado varios de tus relatos pués te voy a añadir a mi lista de blogs.
Salu2!!